LA ESCULTURA VIVA de la Universidad de Indiana

Philip Beesley crea una escultura con piezas de electrónica

Seguirá habiendo gente que ante la Pirámide del Louvre echa pestes, pero una abrumadora mayoría piensa que esa pirámide de cristal transparente es un icono de París como desde un día lo es la Torre Eiffel, que iba a ser desmontada tras la Exposición Universal. Philip Beesley, artista y arquitecto canadiense, consiguió en 2018 que todo el mundo siga hablando de su escultura viva en el hall de la Escuela de la Universidad de Indiana, que es digna de visitar.

Desechos electrónicos para crear arte

Amatria se llama la instalación gigante de Philip Beesley que creó e instaló con ayuda de los estudiantes de la Escuela de Informática, Computación e Ingeniería. Antes era una entrada principal como cualquiera, y ahora es parte del circuito del arte en Indiana.

Vídeo de la Universidad de Indiana sobre la obra de Philip Beesley / SCHOOL OF INFORMATICS – Indiana University

La escultura está hecha con cientos de miles de microprocesadores, plantillas de Mylar o prototipos de células, cuentas de colores, sensores y microprocesadores, todo balanceándose con la corriente de aire.

Una escultura con vida propia

Philip Beesley describe a Amatria como una escultura aparentemente viva. Instalada bajo el atrio de cristal iluminado por el sol en la cuarta planta de Luddy Hall, que es sede de la mayoría de los departamentos y programas de la Escuela de Informática, Computación e Ingeniería de la Indiana University.

Cuando la gente entra y se ve envuelta por tipo de escultura, tiene reacciones bastante ansiosas. «¿Qué demonios es esto?» «¿Hay cámara oculta? ¿Es un experimento científico?» «¿Para qué sirve?» El autor dice que es entonces cuando la obra te empieza a responder. «Ese tipo de preguntas suelen convertirse rápidamente en una especie de conversación curiosa entre el visitante y la escultura».

El artista y arquitecto se presenta

Philip Beesley explica su estilo: «Soy Philip Beesley. Soy escultor y arquitecto, y trabajo con sistemas experimentales como parte de un grupo de investigación bastante grande llamado Grupo de Sistemas de Arquitectura Viviente que ha desarrollado una fuerte colaboración con colegas de Indiana».

Tal vez te interese:  MÚSICAS SAGRADAS DEL MUNDO, en Fez
El conjunto de esculturas que componen Amatria se disfrutan más por la noche / INDIANA UNIVERSITY

Ingeniería que causa emoción

«Concebimos la idea de hacer un banco de pruebas importante -una escultura- que pudiera encarnar parte del espíritu de Luddy Hall», dice el autor. «Pensamos en cómo la ingeniería podría involucrar emoción y mostrar valores profundamente sentidos como los sistemas entrelazados e interconectados que conforman nuestro mundo».

La escultura se mueve

La escultura genera movimientos al paso del aire. Parece que provoca susurros, movimientos, pequeñas sacudidas. Provoca emanaciones de luz, pequeñas ráfagas de luz que se propagan en ondas

«Al igual que las Sample Gates son un icono de IU Bloomington, esperamos que ‘Amatria’ -con su combinación única de arte, informática, arquitectura y tecnología- se convierta en un símbolo de nuestra escuela y de la ‘ingeniería del renacimiento’ en IU», dijo la profesora de IU Katy Börner. Ella desempeñó un papel clave para traer la obra de Beesley al campus tras conocerlo en una conferencia en 2015.

Edición BE OnLoop con información de Kevin Fryling

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba