A TUS PLANTAS les gusta el café

Y el café mantiene a raya a babosas, caracoles y hormigas

Podríamos escribir un libro sobre todo lo bueno que los posos del café tienen para tus plantas. Son un aporte natural de nitrógeno, potasio y fosfato, mantienen a raya a babosas y caracoles y son un repelente contra las hormigas. Desde ahora, además de hablar a tu gato y a tu perro podrás hablarle a tus plantas: «¿Café solo?» 🙂

Nitrógeno, potasio y fosfato son elementos esenciales para el desarrollo de tus plantas, y de hecho los vas a encontrar en las etiquetas de casi todos los abonos orgánicos o químicos. Así que desde ahora, los posos del café, que son naturales y que ya los has pagado, en vez de despreciarlos en la basura pueden pasar a sustituir a los abonos de floristería.

Eso sí, respeta las dosis para no pasarte de la raya con las proporciones y la frecuencia. La media porcentual de los posos del café va a darte aproximadamente 2,5% de nitrógeno, 0,5 de potasio y 0,05 de fosfato.

Cómo usar los posos del café

Antes que nada, recoge los posos y espárcelos sin hacer grumos en un recipiente plano y amplio que permita que sequen bien al aire. Cuando estén bien secos puedes usar un medidor de peso para calcular la cantidad que debes esparcir en una fina capa al pie de tus plantas. Calcula que a lo largo de un año puedes echar como mucho medio kilo por metro cuadrado. Por ejemplo 3 cucharaditas de postre rasas para macetas de 26 cm de diámetro.

Alimentan el compost

Los posos de café, en cambio sí que les gusta a otros insectos como las muy útiles lombrices de tierra. Y si las lombrices viven felices en tu tierra cumplen su función degradadora más deprisa y mejor. son muy apreciados por toda la fauna que coloniza los compostadores, especialmente las lombrices de tierra. Estimula la actividad de todas estas pequeñas criaturas, permitiendo así una degradación más rápida y completa.

¿Eficaz contra las hormigas?

Los posos del café mantienen su intenso olor durante mucho tiempo. Y aunque a muchos insectos no les importa, a las hormigas les molesta mucho. Así que para evitar que entren en casa, puedes esparcir un poco en el suelo alrededor de la casa o en algunos rincones no visibles del interior, para que te dejen en paz.

Tal vez te interese:  TEMPLO-SPA bajo tierra con pico y pala

Redacción BE OnLoop

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba