BAILARINA ESPAÑOLA: el pepino de mar más bonito

Con movimientos suaves y ondeantes, esta babosa parece que baila flamenco

Conocida científicamente como Hexabranchus sanguineus, la Bailarina Española es un pepino de mar, o nudibranquio dorid, famoso por su llamativo color rojo y sus movimientos ondulantes que recuerdan a los de una bailaora de flamenco. Su nombre científico, que se traduce como “seis branquias de color sangre”, hace referencia tanto a su anatomía como a su distintiva coloración roja​.

Este nudibranquio es uno de los más grandes de su clase, llegando a medir hasta 40 cm o más en algunos casos​. Es hermafrodita y su apariencia es impresionante, pero también lo es su comportamiento único. Por su compleja interacción con el entorno y sus mecanismos de defensa, este pepino de mar se ha convertido en tema de interés para biólogos marinos. Su estudio ofrece valiosas lecciones sobre adaptación y supervivencia para este tipo de animales.

YouTube: WavelengthIII

Un pepino de mar con “mucho arte”

Capaz de regenerar sus tejidos

Como muchos otros nudibranquios, la Bailarina Española posee la increíble capacidad de regenerar sus tejidos. Puede regenerar partes de su cuerpo que hayan sido dañadas o perdidas en ataques de depredadores o accidentes. Esta habilidad es posible gracias a la presencia de células madre pluripotentes en su organismo, que reconstruyen las partes dañadas. Este proceso regenerativo, es una adaptación evolutiva asombrosa del pepino de mar y le permite regenerar tejidos superficiales y órganos internos o estructuras complejas.

Se alimenta de veneno para ser tóxica

La Bailarina Española se alimenta principalmente de esponjas marinas. Estas esponjas contienen compuestos químicos tóxicos conocidos como macrólidos. Durante la digestión, el nudibranquio extrae estas toxinas y las modifica para incorporarlas en su propio organismo​. Principalmente estas sustancias se incorporan a sus tejidos, especialmente en su piel y en sus huevos. De esta manera tan curiosa, las crías del pepino de mar Bailarina Española, también son tóxicas para los depredadores de su entorno.

Por otro lado su coloración no deja lugar a dudas. Su piel es de color rojo brillantes, lo que indica que el animal es peligroso o desagradable y es una señal de advertencia para sus depredadores.

Tal vez te interese:  LOS ANIMALES se automedican

Comportamiento de la Bailarina Española

Este curioso pepino de mar tiene dos modos principales de locomoción:

Pies ambulacrales pepino de mar
Estos pepinos de mar pueden desplazarse tanto “andando” como “bailando” / Imagen: NOOA Office of Ocean Exploration and Research, Exploring Deep-sea Habitats off Puerto Rico and the U.S. Virgin Islands
  • Rastreo: para desplazarse por el fondo marino, mantiene sus bordes cerca del cuerpo, desplazándose lentamente. Esta forma de locomoción es eficiente en sustratos arenosos o rocosos. Utilizando sus pequeños pies ambulacrales, se adhiere y avanza mediante movimientos coordinados, adaptándose a las irregularidades del terreno.
  • Natación: para nadar, la Bailarina Española despliega sus brillantes branquias rojas y se impulsa a través del agua con movimientos ondulatorios fascinantes de una gran belleza. Este tipo de desplazamiento le permite recorrer distancias mayores y escapar de depredadores con mayor facilidad, y recuerda a una bailaora de flamenco.

Importancia científica y conservación del pepino de mar

Estas babosas desempeñan un papel significativo en su ecosistema como depredadoras de esponjas, contribuyendo a la regulación de las poblaciones de estas y manteniendo el equilibrio del arrecife de coral.

Bailarina Española
Aunque la Bailarina Española no se encuentra en peligro de extinción, la de gradación de su hábitat hace necesaria su protección / Imagen: envato

En los últimos años, se ha estudiado su estado de conservación y aunque no se encuentra actualmente en peligro de extinción, la Bailarina Española enfrenta amenazas por la degradación de los arrecifes de coral y la contaminación de los océanos.

Además, los cambios en la temperatura del agua y la destrucción del hábitat, afectan negativamente a sus poblaciones. Esta es la razón de que organizaciones de conservación marina y proyectos de restauración de arrecifes estén trabajando para proteger a los pepinos de mar y sus hábitats.​

Impacto de la pesca en la población de los pepinos de mar

La pesca intensiva de la Bailarina Española y otros pepinos de mar puede tener graves repercusiones ecológicas. La reducción en la población de este molusco podría afectar a la cadena alimentaria marina, desequilibrando los ecosistemas donde habitan. La técnica de pesca de arrastre utilizada para su captura, también puede causar daños significativos en los hábitats bentónicos, afectando no solo a la bailarina española sino a numerosas otras especies.

Distribución geográfica

La Bailarina Española es un pepino de mar que se distribuye ampliamente en aguas tropicales. Se puede observar en el océano Índico y el Pacífico. Su comportamiento nocturno y su hábitat en arrecifes de coral, lo hacen un sujeto fascinante para estudios biológicos y para la fotografía submarina.

Tal vez te interese:  EL PEZ ESCULTOR se llama Arothron

Aunque es menos común, también se han registrado avistamientos de esta especie en el Mar Rojo y, ocasionalmente, en el Mediterráneo, mostrando su capacidad de adaptación a entornos variados.

Este pepino de mar habita a diversas profundidades. Se puede encontrar en la parte superior de los arrecifes, donde las esponjas son abundantes, pero también se han encontrado bailarinas españolas en las áreas más profundas de los arrecifes de coral.

La combinación de su impresionante apariencia y su amplio rango de hábitat, sumado a las habilidades de regeneración que posen, hacen que la Bailarina Española sea una de las especies de pepino de mar que más interés genera entre científicos y entusiastas de la vida marina.

¿Que te ha parecido este artículo?¿Conocías a la Bailarina Española? Si eres amante de los animales no te pierdas nuestra sección BEnature donde podrás descubrir los animales más asombrosos.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba