E-DIÉSEL, el combustible ecológico

La cuestión es cuánto tardará en haber una producción masiva

Has leído bien, gasóleo y ecología pueden ser amigos. Y es que, aunque el gasóleo y el agua no casan bien, una solución de producción de energía ha conseguido logrado unir ambas materias. Es el e-diésel, un combustible sintético que se basa en materiales como el agua y el CO2 captado de la atmósfera.

O sea, que vamos a tener un diésel producido con elementos que encontramos en la naturaleza como el agua y el aire. Y como es de síntesis podemos decir adiós al diésel de origen fósil que usa más de la mitad de los coches del mundo, con su enorme factura en contaminación atmosférica.

Vídeo sobre el e-Diésel / XATAKA Canal Youtube

Como un diésel convencional

El e-diésel comienza a elaborarse en Alemania en 2014 por el fabricante de los cuatro aros y la empresa Sunfire. Es un combustible que no genera emisiones de CO2, y sigue siendo un diésel, así que funciona en motores diésel convencionales. Y fabricado en grandes volúmenes será una alternativa a los combustibles fósiles.

Para fabricarlo necesitamos hidrógeno, CO2 y energía eléctrica. El primero, extraído del agua, el segundo sacado del aire por filtrado y el tercero de energías renovables como solar, eólica, geotermia y cualquiera otra.

Cómo se fabrica

Primero se calienta el agua por encima de los 800ºC para separar hidrógeno y oxígeno por electrolisis. El hidrógeno se queda en el reactor, y el oxígeno se devuelve a la atmósfera.

Este combustible es válido para los motores actuales, no necesita que los fabricantes de coches hagan modelos especiales como hoy con gas licuado o eléctricos.

Luego se incorpora el CO2 al proceso mezclándolo con el hidrógeno. Reaccionan a una temperatura y presión muy altas para conseguir la mezcla en formato líquido. La combinación se conoce como e-diésel o “crudo azul”.

Con el líquido resultante se hace un proceso de refinamiento como el que se hace con el diésel común, y para que se pueda emplear en los distintos motores.

Y así hemos creado un gasóleo sintético mediante un proceso de electrólisis. Y no hay que confundir e-diésel y biocarburante. El e-diésel es combustible sintético

Tal vez te interese:  EL PRIMER YATE SOLAR impreso en 3D ya tiene proyecto

Combustible ecológico 100%

La ventaja más interesante y con más futuro del e-diésel es que para crearlo sólo se utiliza elementos naturales y abundantes, al contrario que los elementos fósiles, que son finitos. Pero además, el e-diésel en su combustión es también ecológico, porque consume el CO2 disponible en la atmósfera, principal responsable del efecto invernadero. Porque el e-diésel consume más CO2 del aire del que luego se genera en la combustión.

Otra punto a favor de este combustible es que es válido para los motores actuales, no necesita que los fabricantes de coches ofrezcan sus modelos en versiones específicas como es el caso de los coches con gas licuado o los eléctricos.

Edición BE OnLoop

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba