MAYAN MONKEY: chocolate ético en Mijas

Una de las fábricas de chocolate más pequeñas del mundo. Visitarles es vivir una experiencia deliciosa y divertida.

Situada en el encantador pueblo de Mijas en Málaga, Mayan Monkey Mijas es un lugar que ofrece una experiencia única en la que puedes fabricar tu propio chocolate, visitar su museo del cacao o degustar sus deliciosos bombones éticos y orgánicos. ¿Quién puede resistirse?

El equipo de Mayan Monkey está formado por Jason, de origen británico y Elli, natural de Irlanda, ambos enamorados de España buscaban el lugar perfecto para embarcarse en una aventura empresarial en la Costa del Sol. Hoy queremos que conozcáis su rico proyecto y como se han convertido en un auténtico laboratorio de felicidad de la mano de Elli.

YouTube: @ Mayan Monkey Mijas

¿Cómo nació Mayan Monkey?

Elli llegó hace muchos años a España. Enamorada de nuestro clima y cultura, quería establecerse en nuestro país. Tras varios trabajos decidió embarcase junto a su compañero en un proyecto empresarial, pero no tenían una idea clara de lo que querían. Aunque sabían que deseaban trabajar con productos naturales, de forma artesanal y por supuesto con ingredientes orgánicos y sostenibles. Querían conectar con al gente, pero les faltaba el “cómo”.

– Un día haciendo turismo en la Alpujarra -empieza a contarnos Elli- encontramos en una fábrica de chocolate. Yo jamás había estado en una. Esta era muy chiquitita, artesanal. Al entrar fue “amor a primera vista”. Nos quedamos cautivados, mirando el obrador y cómo trabajan con el chocolate. Salimos de allí sabiendo que eso era lo que queríamos hacer, pero queríamos darle nuestro toque personal -nos dice mientras sonríe.

Convencidos de que la idea era buena, empezaron a trabajar. Querían crear una experiencia más interactiva para los visitantes. Ofrecerles disfrutar del chocolate, comprender su historia y ver el proceso de fabricación artesanal.

Chilli-orange Mayan Monkey Mijas
Con productos orgánicos y éticos Mayan Monkey Mijas crean sabores únicos para sus chocolates

– Mijas nos pareció el lugar perfecto -apunta Elli -porque al estar más alto que el nivel del mar no tiene la misma humedad, y eso es algo muy importante para el chocolate. Además, es un pueblo que recibe turistas todo el año. En definitiva, nos pareció un sitio ideal para un negocio chocolatero que iba a combinar divulgación, experimentación, sostenibilidad y calidad ética.

Cuando empezaron con el proyecto ni Elli ni Jason tenían mucha idea del origen del cacao o de su historia, mas allá de ser amantes de su delicioso sabor.

Los monos araña y la historia del cacao, el origen de Mayan Monkey Mijas

– Durante los primeros seis meses y antes de abrir las puertas, estuvimos informándonos y formándonos sobre el chocolate, las distintas técnicas para trabajarlo y haciendo muchas pruebas. Aprendimos que en el mundo mesoamericano, el chocolate era una bebida fría llamada tchocolatl, y además era picante. Se utilizaba principalmente en rituales y era un símbolo de prestigio para los guerreros.

Cuando el chocolate llegó a Europa -continua contándonos- los españoles comenzaron a endulzarlo y lo adaptaron a sus gustos. Fue en ese momento cuando se popularizó como bebida caliente. Un dato curioso es que a lo largo de la historia del cacao, solo 5% del tiempo se ha consumido en forma de tableta – nos explica.

Museo del Chocolate Mayan Monkey Mijas
En su museo del cacao cuenta la historia y evolución del chocolate de una forma divertida

Pero el dato que dio vida y nombre al proyecto fue la relación entre los monos araña y el árbol del cacao.

Tal vez te interese:  MAURO COLAGRECO, cocina sostenible con Tres Estrellas

-Los monos araña son los descubridores del cacao… Por eso, llamamos a nuestra marca Mayan Monkey Mijas. Combinamos la cultura maya (creadores de la bebida) con los monos, que contribuyeron a la propagación del árbol de cacao -subraya Elli.

Numerosos estudios demuestran que los monos pueden considerarse los primeros “agricultores” de cacao, porque tras consumir la pulpa del fruto, diseminan las semillas favoreciendo su propagación.

– Otra cosa que aprendimos entonces y que marcó nuestra esencia fue descubrir el abanico de colores que ofrece el fruto del cacao: rojos, liláceos, amarillos, verdes… En nuestra marca usamos la paleta de color de las mazorcas de cacao para crear una imagen que conecte visualmente a los visitantes con la historia y magia de nuestro producto.

Mazorcas de cacao
Los colores de las mazorcas de cacao son parte de la identidad visual de Mayan Monkey Mijas

De fábrica artesanal a talleres de chocolate

Inicialmente, el proyecto Mayan Monkey Mijas fue concebido como fábrica artesanal y tienda. Donde los visitantes podian observar la producción detrás de una cristalera. Su idea era tener un pequeño comercio en el que exponer y vender sus creaciones, pero que también sirviera de escaparate al obrador.

Sin embargo, la curiosidad de los clientes llevó a Elli y Jason a abrir sus puertas para ofrecer talleres creativos. Con el paso del tiempo, han ido ampliando la oferta y tras varios años ofrecen talleres específicos, tanto para familias con niños como para amantes gourmets de los bombones más exclusivos.

– Los visitantes querían ver cómo se hacía el chocolate y de ahí, empezamos a decirles: ¿Quieres probar a hacerlo? Te enseño cómo -nos cuenta Elli- Y fue así como los talleres se volvieron la columna vertebral de la experiencia, atrayendo a un público cada vez más diverso que buscaba una actividad divertida y educativa.

Talleres de chocolate Mayan Monkey Mijas
Sus talleres de chocolate y bombones son un éxito entre grandes y pequeños

Al principio cobramos según lo que cada persona hacía, pero esto era caótico. -reconoce- Tuvimos que crear “experiencias” para poder ofrecer talleres claros y temáticos como son los de Navidad, Pascua, y San Valentín… adaptados para diferentes edades y niveles. – y añade- Una cosa muy curiosa que suele pasar es que los adultos muchas veces acuden a los talleres “para acompañar” a los niños, pero cuando terminan, son lo mayores los que salen más emocionados y más sonrientes.

El museo de chocolate de Mayan Monkey Mijas y su mono araña

Tras el éxito de los talleres pensaron en que una buena manera de informar y educar sobre la historia del cacao era abriendo su propio museo.

– Nos dimos cuenta de que la experiencia no era completa, y queríamos crear un espacio donde los visitantes pudieran aprender sobre la historia del cacao y su importancia – nos explica Elli- ahora nuestros visitantes pueden explorar la historia del chocolate mientras descubren detalles sobre la expansión del árbol de cacao, el cultivo sostenible y el papel fundamental que desempeñan los monos araña en la selva. -concluye.

Mascota de Mayan Monkey Mijas
El mono araña mascota de Mayan Monkey Mijas

Esa es la razón de que el museo tenga a un mono como mascota, encargado de narrar el recorrido a los niños, quienes disfrutan mucho de las historias que cuenta.

Expansión a Heladería

Durante el verano, la fábrica de chocolate tuvo que diversificar su oferta para enfrentarse al calor. Esto llevó a la creación de una heladería y cafetería, brindando nuevas opciones para los visitantes.

Tal vez te interese:  MOSTAZA a la antigua, receta casera
Helados artesanales con cucharas biodegradables en Mayan Monkey Mijas

-Pronto vimos que en verano la gente no compra tanto chocolate porque teme que se derrita, así que decidimos expandirnos y ofrecer helados. – y añade- Empezamos a fabricar helados artesanales, complementando con ellos la experiencia de los talleres. Ahora nuestros visitantes pueden disfrutar de un dulce descanso mientras su chocolate se enfría en el taller.

Compromiso con la calidad ética de Mayan Monkey Mijas

  • Ingredientes Éticos: Usan ingredientes orgánicos y seleccionan cuidadosamente a proveedores que garanticen la trazabilidad y calidad del cacao, provenientes de República Dominicana, Perú y Uganda.
  • Reconocimientos: Son la única fábrica de chocolate en España con reconocimiento de la ONG Slave Free Chocolate por su lucha contra la explotación infantil.
Chocolate Mayan Monkey Mijas
Sus tabletas de chocolate proceden de plantaciones libres de explotación infantil certificada

En Mayan Monkey Mijas, la calidad ética es el pilar fundamental de su misión. Han hecho un gran esfuerzo para obtener cacao libre de explotación infantil y cultivado bajo prácticas sostenibles. Han renunciado a fabricar productos por no poder garantizar el origen del cacao utilizado. Y dejaron de trabajar con aquellos proveedores que no eran claros.

-No podemos negar que la explotación infantil es común en la industria del cacao, particularmente en la Costa de Marfil y nosotros no podemos contribuir a ella en nuestra fábrica. Así que hablamos con proveedores, les preguntamos y pedimos certificaciones. Nos aseguramos activamente de que todo nuestro cacao provenga de fuentes que estén libres de explotación infantil y sean sostenibles. – Y nos da un valioso consejo- Si el chocolate es ético, debe indicar el país de origen en la etiqueta. Tanto consumidores como fabricantes somos responsables de contribuir a un cambio positivo en la industria, favoreciendo a aquellos productores que se esfuerzan por un comercio justo y sostenible.– Concluye.

Mayan Monkey se propone seguir educando a las personas sobre el valor del cacao ético y sostenible, mientras invita a más visitantes a su fábrica en Mijas. Quieren mantener su reputación como un lugar donde la calidad ética y el respeto por el medio ambiente se combinan para ofrecer una experiencia única.

Mayan Monkey Mijas: una dulce y divertida experiencia

Este laboratorio de felicidad es un lugar donde el chocolate se convierte en una experiencia deliciosa a la vez que promueve el compromiso con un mundo más sostenible. Si quieres visitarlos puedes hacerlo en cualquiera de sus dos establecimientos en Mijas. El museo y fábrica se encuentra en la Plaza Virgen de la Peña y su tienda en la Plaza de la Constitución, donde puedes encontrar sus chocolates y helados artesanales.

Debido a la popularidad de los talleres, es importante hacer reservas con anticipación para asegurar un lugar y disfrutar de una experiencia inolvidable. Los talleres están disponibles todos los días, con opciones para todas las edades y niveles de experiencia. ¿Te animas?

Si quieres conocer más proyecto como este no te pierdas nuestra sección BEchef donde escribimos sobre emprendedores y productos éticos que se preocupan por el medio ambiente y recetas saludables, fáciles y deliciosas para que cuides tu cuerpo y el planeta.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba