NO LAVES EL POLLO antes de cocinarlo

Campylobacter es una bacteria que no querrás conocer

El gesto de pasar el pollo bajo el agua del grifo antes de cocinarlo es un error para tu salud. Te contamos por qué.

En la redacción de BE OnLoop confesamos que nos hemos pasado nuestras vidas mojando el pollo antes de cocinarlo. Y prometemos no volver a hacerlo tras recibir las explicaciones de la Food Standards Agency del Reino Unido.

Contaminación cruzada

Lavar el pollo bajo un chorro de agua provoca algo tan simple como la dispersión de bacterias a todo lo que pueda ser salpicado. Paños de cocina, cubiertos, ropa y nuestras manos, que es mejor lavar tras manipular un pollo crudo. El proceso se llama contaminación cruzada, puede parecer una simpleza, pero eso depende de la resistencia de nuestro cuerpo.

El paño de cocina, un gran enemigo

El culpable de esos eventuales desastres higiénicos y de salud -no todos somos de Bilbao- es el Campylobacter, una bacteria presente en muchos tipos de carne pero sobre todo en el pollo, que ingerida puede causarnos infecciones intestinales o complicaciones más fastidiosas. Para reducir los riesgos, es mejor cocinar la carne directamente, ya que sólo la cocción garantiza su eliminación total.

Como norma de precaución, en la cocina es mejor separar los alimentos crudos de los cocinados y, siempre, lavar bien los utensilios que hemos manejado para la carne cruda, que a menudo no es inocente.

Redacción BE OnLoop con información de la Food Standards Agency

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba